Fibras capilares, qué son y de qué están hechas

No comments yet

Las fibras capilares no dejan indiferente a ningún posible comprador con signos de alopecia o afinamiento del cabello. Aún siendo un producto que se fabrica desde hace décadas, es en los últimos años cuando se ha disparado su consumo entre aquellos que quieren mejorar su imagen de manera inmediata. En el siguiente post os hablamos de este tipo de maquillaje capilar. Os contamos de dónde viene, desde cuando y cómo se fabrica, y qué lo ha hecho tan interesante y popular para determinados colectivos. ¿Quieres saber qué son las fibras capilares y de qué están hechas? Pues presta atención a este artículo.

Fibras capilares, qué son.

Las fibras capilaraes o maquillaje capilar es una forma de disimular la alopecia o bien de densificar el cabello existente. Ésto quiere decir que su uso no solo está recomendado para aquellas personas con caída de cabello. Todos en algún momento de nuestras vidas, por diferentes causas (hormonales, estrés, etc), podemos sufrir de menos cantidad de cabello o que este se vuelva más fino, sin volumen. En estos casos, las fibras capilares son nuestro aliado perfecto ya que nos ayudarán a sobrepasar este período de nuestras vidas. Este producto ha adquirido un gran valor en el mercado cosmético ya que sin alterar ni repercutir directamente en aspectos de nuestra piel (no presenta efectos secundarios) podemos conseguir resultados muy positivos en nuestra apariencia, y de manera instantánea.

A grosso modo, para definir qué son las fibras capilares, podríamos decir que visualmente es una especie de polvo, como una pelusa muy muy fina, que en realidad son filamentos de keratina muy pequeños y que al esparcirlo sobre la zona más clar de pelo se entrelaza engrosándolo.

Con la aplicación de este tipo de fibras consiguerás un aspecto totalmente natural, obteniendo un pelo más denso sin que se note nada extra en tu pelo. Además, este tipo de fibras suelen estar fabricadas para que puedas utilizarlas y realizar las funciones cotidianas de tu día a día, como por ejemplo ir a trabajar, usar casco, ir al gimnasio, debido a su carga electroestática y al tipo de material con el que están fabricadas, que hace que se entrelacen con tu cabello existente. Además, con la aplicación complementaria de un fijador de fibras, éstas quedarán totalmente pegadas al pelo, pasando a la misma vez desapercibidas.


Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *